PersonajesTradiciones

Cinco años ya sin Fray Conrado, el fraile capuchino de los pobres

Fotografías y video: Manolo Guallart

Cinco años ya. El 10 de octubre de 2015, al atardecer, entregaba su vida el entrañable Fray Conrado, un fraile capuchino valenciano que desarrollaba su labor en la portería del convento de San José, en la céntrica calle Cirilo Amorós de Valencia.

Pero si por algo era conocido Fray Conrado, por todos los valencianos y valencianas, era por su exposición de belenes, con la que desarrollaba una labor solidaria impagable con el apoyo de la asociación de Amigos de San Antonio de Padua que él mismo fundó. Cualquier material desechable era la base de un Nacimiento que los visitantes se llevaban con una aportación económica »a voluntad».

Gracias al buen fraile y a aquellos belenes, cientos de personas desfavorecidas eran atendidas y podían sobrevivir. La ayuda que aquellas familias recibían de Fray Conrado trascendía más allá de lo meramente material. Allí repartía, además de bienes materiales, su alegría, consejo y consuelo. Un soporte que reconfortara y fortaleciera la salud no sólo física sino, sobre todo, anímica y espiritual.

Cada martes por la noche vivía en comunidad la ‘Hora Santa’ con su grupo de Amigos de San Antonio, que después volcaban toda su voluntad -inspirados por el ejemplo del buen fraile-, en atender las necesidades de más de 200 familias que cada primer martes de mes se congregaban en la puerta del convento de San José sin recursos pero con esperanza.

Contaba 89 años cuando este buen fraile capuchino fallecía dejando tras de sí un legado espiritual inigualable, un sinfín de obras llevadas a cabo desde la humildad y la pobreza personal, ya que compartía providencia y donativos con los necesitados.

Habían sido más de 20 años construyendo belenes con materiales de desecho y objetos inservibles, con el deseo de llevar a Jesús Niño en el portal de Belén a todo el mundo.

Pero la obra de Fray Conrado no acabó con su muerte. A principios de 2017, con la Navidad a la vuelta de la esquina, los Amigos de San Antonio presentaron una nueva propuesta artístico-solidaria con otros más de mil belenes de diversos tamaños, estilos y acabados, siempre al ‘estilo Fray Conrado’ y siguiendo la tradición de su fundador. Así ha continuado hasta ahora.

Para muchos, la vida de Fray Conrado fue la de un Santo. Si esta aseveración expresa la bondad y la vocación de servicio y ayuda a los demás de una persona, desde luego el buen fraile lo cumplió y lo cumple aún hoy a la perfección. Pero personas que hacen gala de la humildad y la bondad callada que caracterizaban a Fray Conrado, no necesitan títulos ni honores que los adornen. Sencillamente porque ya tienen el que más les llena. «Cuando haces el bien, estás dando a Dios», decía en una entrevista. ¿Qué mayor honor puede tener un hombre bueno como él?

Una eucaristía en memoria de Fray Conrado

Con motivo del quinto aniversario de su fallecimiento, la capilla del convento de San José ha acogido una misa -manteniendo las medidas sanitarias y de seguridad pertinentes- para honrar la memoria de Fray Conrado.

Ha celebrado la eucaristía el sacerdote Carlos Barrés, colaborador de los Capuchinos, que ha destacado en su homilía la humildad y la sencillez de Fray Conrado, su testimonio de pobreza, el trato con todos los que llegaban a la portería del convento «regalando paz, amor y misericordia». También ha puesto en valor cómo Fray Conrado reconocía que «todo lo hacía para gloria de Dios, restando mérito a su labor personal».

 

TESTIMONIO DE VIDA

En septiembre de 2016, con motivo del I aniversario de Valencia, Fiesta y Tradición, se publicó este montaje audiovisual con detalles de una entrevista realizada por Manolo Guallart a Fray Conrado.

Previous post

Isabel Domingo, Premio Periodista Joaquín Sanchis Nadal a la cobertura informativa de la Semana Santa Marinera de Valencia

Next post

El Te Deum del 9 de octubre se celebró en la Catedral en formato adaptado a las normas sanitarias

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *